TIGRES Y RAYADAS, POR LA HEGEMONÍA DE LA LIGA MX FEMENIL

El BBVA gritó a todo pulmón los goles de Rebeca Bernal y Noralí Armenta en el tiempo regular, pero con la misma emoción se secó las lágrimas cuando ambas fallaron en la tanda de penales de aquel 4 de mayo de 2018, cuando Tigres fue hasta la cancha de Rayadas para ganar su primer título en la Liga MX Femenil. Sin duda, la historia de los Clásicos Regios en el circuito profesional femenil ha estado llena de alegrías, fracasos y orgullo y la de final de este Clausura 2019 no será la excepción.

Tanto Tigres como Rayadas llegan en gran momento futbolístico, luego de dejar en el camino de las semifinales a América y a Pachuca, respectivamente, aunque vale decir que la escuadra que lo hizo con mayor autoridad fue la de la Universidad, que goleó 5-1 a las Águilas, mientras que las blanquiazules avanzaron gracias a los goles de visitante pues la llave con las Tuzas terminó igualada a tres.

Pese a esa diferencia, los dos equipos regiomontanos tienen sed de revancha, Rayadas con la espina que le quedó clavada con la final perdida y Tigres con la deuda hacia su afición luego de no poderles dar el título en El Volcán, cuando el pasado diciembre cayó frente a América.

Remontándonos a aquella final entre estos equipos, el marcador terminó 4-4 en el global, luego de empates a dos tanto en la ida como en la vuelta y en los penales todo quedó 4-2 a favor de Tigres, que ni siquiera tuvo que cobrar su último disparo. Esa herida aún sigue latente en el corazón de la afición rayada, que parece haberse sacudido la malaria luego de que en la rama varonil acaban de ganar la final de Concachampions precisamente a los felinos.

Jugadoras a seguir

Ambos planteles son de los más poderosos de la Liga. Rayadas cuenta con la dupla defensiva más segura, con Rebeca Bernal y Mariana Cadena, futbolistas que dotan de seguridad a la zaga, pero que también se suman al ataque y han marcado importantes goles. Más adelante, Dinora Garza y Alicia Cervantes se encargan de hacer llegar balones a Aylin Avilez, la novel joya que con 15 años es capaz de destruir a sus defensas rivales, pero que además puede tener como pareja en el ataque a Desiree Monsiváis o Daniela Solís. Una bomba.

Sin embargo, Tigres no se queda atrás, con Nancy Antonio por delante de su línea defensiva, quien reparte balones a Liliana Mercado y esta se encarga de hacer jugar a Belén Cruz, Lizbeth Ovalle y, por supuesto, a la letal delantera en la que se ha convertido Katty Martínez.

El espectáculo está asegurado y, además, la llegada de otro récord de asistencia, pues se espera que, como el año pasado, el BBVA luzca repleto para la final de vuelta.

IDA: Viernes 10 de mayo a las 21:00 en el Estadio Universitario

VUELTA: Lunes 13 de mayo a las 20:00 en el BBVA Bancomer

Leave a Comment

Start typing and press Enter to search